Actualizado el 13/05/2024
María Dolores de la Fe

María Dolores de la Fe


Período: XX - XXI
Nacimiento: 1921 - Las Palmas de Gran Canaria
Fallecimiento: 2012 - Las Palmas de Gran Canaria

Articulista, investigadora, ensayista y escritora de la vida cotidiana, su obra se caracteriza por su marcado costumbrismo, un género que practica en cuentos, novelas y artículos periodísticos (en los periódicos Falange, Ya, La Vanguardia, La Provincia y Canarias7). Sus escritos destacan por su observación y reflexión del mundo que le rodea y su interés por el léxico canario, por la idiosincrasia y los personajes de la cultura de la isla de Gran Canaria. Su relación con el ámbito cultural local la llevó a ingresar en El Museo Canario y en la Orden del Cachorro Canario, e incluso fue nombrada Bombera Honorífica del Cuerpo de Bomberos de su ciudad. El fondo documental de María Dolores de la Fe se conserva en el Archivo Universitario de Las Palmas de Gran Canaria.

Cronobiografía

Obras

  • 2023

    Una vaca con satélite y otras “cosas de aquí" (Madrid: Mercurio)

  • 2015

    En la ciudad sin puertas (junto a Teresa Iturriaga Osa) (ATTK Editores)

  • 2015

    María Dolores de la Fe: tres calas biobibliográficas, de David Pulido Suárez, Rita Navarro Sánchez y Juan Antonio Martínez de la Fe (Madrid: Mercurio)

  • 2010

    Revuelto de isleñas: colección de relatos entre la escritura y la cocina (junto a Teresa Iturriaga Osa) (Las Palmas de Gran Canaria: Fundación Canaria Mapfre Guanarteme)

  • 2007

    Una aproximación a la vida y obra de María Dolores de la Fe Bonilla, de David Pulido Suárez (Las Palmas de Gran Canaria: el autor)

  • 2005

    Medium-Diálogos (Las Palmas de Gran Canaria: Fundación Canaria Mapfre Guanarteme)

  • 2005

    Las Palmas casi mañana (Santa Cruz de Tenerife: Ediciones Idea)

  • 1994

    Saga canaria: la familia Miller en Las Palmas (1824-1990), de Basil Miller (versión de María Dolores de la Fe) (Cabildo de Gran Canaria)

  • 1993

    El mirador (junto con Manuel González Sosa) (autoedición)

Más allá de la biografía

María Dolores de la Fe cuenta sobre sí misma

"Mi infancia fue la más abatatada; era una niña gorda, pacífica y sana como una manzana. Estaba sentadita en el rincón del patio, en mi casa de la Alameda de Colón, imaginando cosas y leyendo cuentos, feliz. Desde chica era media simplona, pero no molestaba a nadie. (...) En los años 40 no se permitía que escribiésemos las mujeres. He hecho de todo menos poesía, porque es tan elevada que no me atrevo. Aparte, nunca he escrito por obligación; igual estoy haciendo un potaje y me viene una idea y la plasmo. Me parece increíble que haya autores que sufran ante una página en blanco. Yo me divierto ante ella."

(La Provincia, 25/05/2009)

Amistades y literatura

María Dolores de la Fe fue amiga íntima de Carmen Laforet, así como de Gloria Fuertes. De esta última diría: "La conocí en Madrid; más tarde vino a dar una conferencia en el Museo Canario, y estuvo un mes entero en mi casa. Hizo muchísimas amistades en la Isla y tenía un ingenio increíble."

En cuanto a Carmen Laforet la conoció en 1932 mientras ambas esperaban para matricularse en Bachillerato y se hicieron grandes amigas. De ella dijo que "tenía una inteligencia extraordinaria. Ella lo captaba todo, hasta leía e interpretaba a Santa Teresa de una forma maravillosa. Era una inteligencia muy seria, profunda, aunque no era nada pedante, no era la típica empollona que se lo sabía todo. Sin embargo, tenía una gran sabiduría que llevaba por dentro".

Años después le propusieron entrar en la Academia Canaria de la Lengua y esto fue lo que pasó: "Cuando me llamó Manolo Padorno para decirme que me iban a nombrar y me entero de que había gente de una gran categoría intelectual y universitaria, creí que no estaría a su altura".

 

Premios y reconocimientos

  • V Premio de Novela Ángel Guerra, 1989
  • Hija Predilecta de la ciudad de Las Palmas de Gran Canaria, 2008
  • Hija Predilecta de Gran Canaria, 2021

Citas

  • Lo anunciaron por la radio. Bueno, no es que fuera una de esas noticias a nivel nacional, por el Diario Hablado o algo así, sino por medio de uno de esos “anuncios” que tan lucrativamente explotan las emisoras locales. Se oye un campaneo muy apreciable, o un angelical coro como de primer aviso para el Juicio Final (o a medio camino hacia la Resurrección), y entonces una voz muy acorde con las circunstancias, va y dice, como dejándose caer, supongo, entre la natural y novelera expectación de las radioescuchas, que a esa hora suelen estar en la cocina con el transistor puesto, y muchas a todo volumen:



    “Descanse en paz Fulanito/a de Tal y Tal, que ha fallecido en tal sitio y a tal edad en el día de hoy”.


    Isla espiral, 1982
    María Dolores de la Fe
  • Era como subir al aire alto, a la transparencia como de sueños aún no quebrados, aún no despertados, a un alejarse todo, rutina, dolor, sinsonrisa (sic)…



    Era que la palabra fiesta, la palabra libre lo envolvían todo.



    Era siempre la primavera de cada semana llegar a Guía (un silencio espeso, una ventana sigilosamente entornada).



    Guía. La Montaña. Mi fiesta.



    Yo, ¡libre!


    El mirador, 1995
    María Dolores de la Fe

Galería multimedia

URL de Remote video
URL de Remote video